Calle 3 # 27-31

Barrio San Fernando

(57) (2) 5568265

Siempre en Oración

contactobetelcali@gmail.com

La Comunidad Menonita en Cali

Dios no solo creó el mundo, sino que gobierna en el

Dios no solo creó el mundo, sino que gobierna en el

Las crisis religiosas que han afectado al mundo no ofenden la soberanía de Dios. La Sagrada Escritura es enfática acerca de la soberanía de Dios, porque es una verdad bíblica y el mundo no lo puede negar. 

Aquellos que niegan su existencia están bajo su control, porque no hay escapatoria a su existencia y a su gobierno.

La soberanía de Dios es una rica doctrina bíblica fundamental para la fe cristiana. Es inadmisible que el verdadero cristiano niegue esta importancia bíblica. Dios es Señor, y nosotros sus siervos.

Jesús, comienza con este principio: “Padre nuestro que estás en los cielos”. El verdadero hijo de Dios reconoce esta riqueza bíblica y teológica en su vida.

Deísmo

Hay una herejía que se llama «deísmo». Este pensamiento enseña que Dios hizo el mundo y lo dejó a su suerte.

Este punto de vista no encaja con la doctrina bíblica. 

En el Salmo 93:1 dice: “El Señor reina; se viste de majestad; el Señor se vistió y se ciñó de fuerza; el mundo también está establecido y no podrá vacilar”.

Dios no solo creó el mundo, sino que gobierna en él. No dejó el mundo a «su propia suerte». Él sustenta al mundo y a todos sus habitantes (Sal 24,1). Lo hace porque es soberano.

Dios muestra su soberanía

En el Antiguo Testamento, Dios demostró su poder en la nación israelita. Situaciones como la apertura del Mar Rojo, las conquistas en la tierra de Canaán y otras, son prueba de la acción soberana de Dios sobre la nación de Israel.

En el Nuevo Testamento, los evangelios narran la demostración del poder de Dios en el ministerio del Señor Jesús. El Dios-Hijo se hizo hombre para demostrar al mundo el amor de Dios por la humanidad (Juan 3:16).

Dios es soberano en todo momento. En un mundo que vive en crisis de identidad, Dios sigue siendo soberano.

Las crisis religiosas que han afectado al mundo no ofenden la soberanía de Dios. Nada en esta vida quita a Dios en su soberanía. ¡Alabado sea Dios por Su soberanía!


Artículo escrito en Guiame por Ediudson Fontes, pastor asistente de la Asamblea de Dios


Publicado por: NOTICIACRISTIANA.COM.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.